1 Noticias del Ministerio de Hacienda
Noticia Completa
noticia anterior | | noticia siguiente
Viernes, 28 de Noviembre de 2008
A TRAVÉS DEL DECRETO 966/08
Reglamento de IRP busca aplicar mayor claridad en los conceptos y evitar
El Poder Ejecutivo reglamentó a través del decreto 966/08 el Impuesto a la Renta del Servicio de Carácter Personal que entra en vigencia a partir del 1 de enero próximo. A través de este decreto reglamentario se busca aplicar mayor claridad a los conceptos vinculados a este tributo, que fue aprobado en la Ley 2421 de Reordenamiento Administración y Adecuación Fiscal en el 2004, y así evitar cualquier tipo de ambigüedad en su interpretación.

Para el primer año de vigencia, el Impuesto a la Renta Personal (IRP) alcanzará a las personas que obtengan un ingreso equivalente o superior a 10 salarios mínimos mensuales o 120 salarios mínimos en el año.

Esto implica que en el 2009 este tributo alcanzará a las personas que ganan por encima de los 13.000.000 guaraníes al mes. Por lo tanto, este tributo que grava las ganancias personales recaerá apenas sobre el 0,2% de la población paraguaya, lo que en términos reales representa un promedio de 10.000 personas que corresponden al sector más pudiente del país. Por esta razón, el Impuesto a la Renta Personal (IRP) es el tributo más justo porque alcanza a los que obtienen mayores ingresos

Los aspectos resaltados por los técnicos de la Administración Tributaria se relacionan con el momento en que quedan incididos los contribuyentes. Las personas físicas quedarán afectadas por el Impuesto a la Renta Personal desde el día siguiente que hayan superado el ingreso mínimo requerido.

Las sociedades simples que estén ejerciendo las actividades alcanzadas por este impuesto se convertirán en contribuyentes desde el 1 de enero de 2009. Las mismas podrán ser inscriptas de oficio por la Administración Tributaria.

Las declaraciones juradas de los contribuyentes deberán reflejar los estados patrimoniales a la fecha en que la persona quedó incidida por el impuesto, es decir al día del año en que superó un ingreso de 120 salarios. Es importante de resaltar es que los contribuyentes podrán optar por presentar sus declaraciones juradas patrimoniales ante un escribano si así lo desean.

Es importante recordar que se gravan las rentas de fuente paraguaya que provengan de la realización de actividades que generan ingresos personales. Se consideran de fuente paraguaya cuando la actividad se desarrolla dentro del territorio nacional con independencia de la nacionalidad, domicilio, residencia o lugar de celebraciones de los acuerdos o contratos.
Los dividendos y utilidades, son de fuente paraguaya cuando provienen de actividades de empresas radicadas en el país

Este impuesto se debe liquidar en forma anual, al cierre del ejercicio fiscal, coincidente con el año civil.

El Impuesto a la Renta Personal (IRP) es un tributo formalizador porque responde a los objetivos globales de contar con un régimen tributario que cierre el círculo, que potencie la formalización y, por sobre todo, que permite combatir la evasión de manera eficaz de modo que no genere distorsiones a la economía y competencia desleal.